Proponen subir el corte de gasoil con biodiesel hasta un 20%

La agroindustria argentina está en condiciones de responder al desafío planteado en los mercados energéticos -especialmente gas y petróleo- por el conflicto bélico entre Rusia y Ucrania a través de una sustitución rápida de importaciones utilizando biocombustibles, afirmaron ayer las Bolsas de Cereales de Buenos Aires, Bahía Blanca, Córdoba y Entre Ríos; y las Bolsas de Comercio de Chaco, Rosario y Santa Fe.

En un comunicado conjunto, las entidades bursátiles aseguraron que la Argentina puede alcanzar 3,9 millones de toneladas de producción de biodiesel, gracias a que en la actualidad tiene casi 60% de capacidad productiva ociosa.

En este marco, proponen a las autoridades nacionales establecer por norma que, más allá del corte obligatorio vigente de 5%, las empresas mezcladoras puedan usar biodiesel hasta un máximo de 20%.

Este adicional deberá ser consecuencia de mercado libre de oferta y demanda en la que podrán participar todas las empresas productoras de biodiesel registradas en la Argentina, de manera de asegurar el abastecimiento en las mejores condiciones posibles de calidad y precio para el consumidor.

El sector destacó el potencial técnico del producto para sustituir al gasoil en el transporte; incluso su uso puro en flotas de camiones y buses de transporte de pasajeros.

En este sentido, incrementar la utilización de fuentes de energía renovables producirá beneficios para el medio ambiente y la salud humana, enfatizaron.

Debido a la profunda trama de actividades que desarrolla el sector de los biocombustibles en el interior del país, una mayor producción tendría además un “aporte muy importante” al desempeño de la actividad económica y la generación de valor.

Para las Bolsas, una mayor utilización de biodiesel redundaría también en un “importante aporte a la salud de las cuentas fiscales, dada la sustitución de importaciones que traería aparejada”.

El país cuenta con disponibilidad de materia prima y capacidad de producción de biodiesel para sustituir más de un millón de toneladas de importaciones de gasoil, con un producto 100% de fabricación nacional.

Propuesta santafesina

El gobierno de Santa Fe se sumó a esa idea con una propuesta propia. En una nota enviada a la Secretaría de Energía, el ministro de Producción Daniel Costamagna solicitó sumar cinco puntos porcentuales al esquema actual, llevándolo al 10% para “ser aplicado en la generación de energía para las usinas, así como también para el transporte sin traer esto implicancias en el precio del gasoil”.

El texto, dirigido al titular de Energía, Darío Martínez, explica que “consultoras especializadas calculan que a valores actuales de energía, Argentina deberá importar más de 10.000 millones de dólares durante el 2022 entre gas natural licuado (GNL), gas de Bolivia, gasoil y fuel oil para usinas, transporte y naftas para vehículos”. En este sentido, propone “sustituir esa demanda externa de combustibles a partir del aprovechamiento de la capacidad instalada argentina para la producción de biodiesel”.

Costamagna también detalló en el texto que esta posibilidad “propiciará la manufactura de 5.000.000 toneladas de soja, así como el ahorro divisas por u$s 1.450 millones en importaciones de gasoil”. Por otro lado, “esta incorporación, generará u$s 2.250 millones en divisas con exportaciones adicionales de harina de soja y una recaudación fiscal de u$s 675 millones en retenciones sobre exportaciones adicionales de harina de soja, equivalente a 10 barcos de GNL”.

Ayer la portavoz de la presidencia, Gabriela Cerruti, aseguró que “no va a faltar gas en invierno” y que este año la Argentina tendrá que importar “bastante menos” debido al aumento de la producción interna de este combustible, a raíz del “crecimiento de la explotación en Vaca Muerta”.

“El gobierno puede garantizar que no va a faltar gas en invierno”, aseveró Cerruti, quien no obstante indicó que existen inconvenientes a escala internacional porque “hay una guerra” entre Rusia y Ucrania, que incide tanto en el abastecimiento como en los precios.

Los últimos datos oficiales de la Secretaría de Energía dan cuenta de una producción total de gas en enero de aproximadamente 130 millones de metros cúbicos por día, lo que significa un crecimiento del 12% respecto del mismo mes del año pasado.

De ese total, 69 millones correspondieron a producción no convencional, que alcanzó en el primer mes del año su máximo histórico, con un crecimiento del 2% respecto de diciembre y de 42% en relación con enero de 2021.

Agricultura, Destacadas

Te puede interesar:

Menú